14 cosas que pasan cuando eres inteligente, pero también un poco distraída

14 cosas que pasan cuando eres inteligente, pero también un poco distraída

1. Sabes que el fuego quema, pero aún así te gusta tocar la llama de la vela.

Tomboy-Woman

 

2. Eres increíblemente despistado(a) en ocasiones.

3. Tus profesores siempre te decían “tienes mucho potencial por demostrar”.

4. Suelen decirte que eres increíblemente inteligente, pero sabes que a veces no tanto.

5. A veces le cuentas la misma anécdota a tus amigos, pero no solo porque te guste contarla, sino porque crees que no lo habías hecho.

6. Pasas de conversaciones muy profundas a preguntas sorprendentes como “¿crees que los perros de verdad no vean colores?”

my-girl-is-happy-1440x900

7. Siempre resuelves los problemas y te esfuerzas por lograrlo y te resulta, pero luego te das cuenta de que había una opción más fácil y que requería menos tiempo.

8. Las cosas difíciles son las que te resultan, pero te cuesta demasiado entender las más fáciles.

9. Tienes habilidades increíbles y mucho talento, pero a veces hasta un abrelatas te gana la batalla.

vintage-girl-bokeh-sweater-photo-light-rays

10. Para algunos eres brillante y muy talentosa, pero para tus más cercanos a veces eres a quien le dicen: “ay, ¿qué voy a hacer contigo?”

11. Usas demasiado esta frase: “bueno, puede que esto suene un poco absurdo, pero…”

12. Sueles confundir nombres, palabras, números, pero estás segura de que más de alguien te entenderá.

13. Tus amigos te dicen que a veces eres un poco boba, pero tú les respondes que solo eres distraída.

14. Sueles enojarte contigo misma y decir “ay, ¡qué boba soy!”

 

Fuente y texto original: Andrea Araya Mora (Upsocl-Estilo de vida)